¿Qué son y para qué sirven los abrasivos?

Última actualización: 27.09.22

 

Los abrasivos son utilizados como elementos en las distintas herramientas que existen para realizar trabajos profesionales o de bricolaje. Por ejemplo, existen los discos para lijadoras o pulidoras. Sin embargo, antes de elegir una lija o disco debes verificar el tamaño del grano para saber si te servirá en el trabajo que quieres realizar.

 

Muchas personas se preguntan qué es un material abrasivo. Pues bien, es una sustancia, ya sea sintética o natural que sirve para realizar diferentes tareas, entre las que podemos mencionar fresar, lijar, pulir, moler o limpiar un material sólido. Además, se suelen utilizar tanto en procesos artesanales como industriales, por ejemplo, en la industria automotriz, construcción y carpintería.

 

Clasificación de los abrasivos

Existen dos tipos de abrasivos, los artificiales o industriales y naturales. A continuación, conoce más detalles sobre ellos.  

Los abrasivos industriales o artificiales son aquellos que se obtienen por acción química o térmica de materias primas o metales. Entre los abrasivos industriales o artificiales tenemos Carburo de Silicio, Óxido de Aluminio, Nitruro de Boro cúbico y diamante sintético. En cambio, los abrasivos naturales son aquellos que se extraen de la naturaleza, por ejemplo, diamante, arenisca y cuarzo. Debes tener en cuenta que este tipo de abrasivo no se recomienda usar en bruto, puesto que no logra acabados de calidad.

 

Las herramientas eléctricas y los discos abrasivos

En el mercado existe una amplia gama de herramientas eléctricas entre ellas rectificadoras, sierras circulares, amoladoras y lijadoras, estas últimas son muy utilizadas para realizar trabajos de bricolaje y carpintería. Además, hay una gran variedad de modelos entre la que destaca la lijadora de banda.

También, mencionamos que existe el disco abrasivo, el cual es una herramienta de auto afilado conformada por los granos abrasivos, es decir, material de corte. Este disco se encuentra unido por un agente aglutinante y a su vez reforzado por una malla que le proporciona cierto espacio conocido como poros entre cada uno de los bordes de corte.

 

Principales tipos de grano abrasivo

Tanto el disco de corte como el disco de desbaste están compuestos por diferentes tipos de grano, los cuales se clasifican en dos grandes subgrupos:

  • Discos convencionales abrasivos:  Son los discos cuyos granos abrasivos consisten en una mezcla de zirconio y óxidos de aluminio. Estos son utilizados en materiales semiduros, duros o blandos.  
  • Discos super-abrasivos: Cuenta con el nitruro de boro o diamante policristalino como material de corte. Se utilizan para el desbaste o corte a alta precisión y velocidad de materiales muy duros.

Tamaño del grano abrasivo

El tamaño del grano abrasivo se indica en términos de malla, por ejemplo, los granos más finos se representan en números altos, mientras que los granos gruesos son representados por números de malla más bajos. A continuación, en la siguiente tabla verás el tamaño de los diferentes tipos de grano.

Tipo de grano Tamaño
Grano muy fino 240 – 280 – 320 – 400 – 500 – 600 a 2500
Grano fino 80 – 90 – 100 – 120- 150 – 180 – 200
Grano grueso 8 – 10 – 12 – 14 – 16 – 18 – 20 – 24
Grano normal 30 – 36 – 40 – 54 – 60 – 70

 

Tipos de discos para el bricolaje

Para realizar tus trabajos de bricolaje encontrarás en el mercado distintos discos que te ayudarán a culminar con éxito tu tarea, por ejemplo, existen los discos para pulir pintura, madera, metal, vidrio, entre otros. Asimismo, tenemos los discos de lija y, entre ellos, los más destacados son de fibra, estos te servirán para trabajos muy pesados donde tengas que remover mucho material. Igualmente, están los discos microfinos utilizados comúnmente en la remoción de imperfecciones en las pinturas automotrices.

También, mencionamos los discos Flap discs, que son los utilizados para acabados y cuando se realizan trabajos que ameritan cambio de discos. Del mismo modo, están los discos de pluma, elaborados en velcro; ellos son muy útiles para realizar acabados en diferentes superficies y los puedes usar en lijadoras rotorbitales.

Por otro lado, existen discos de pulir, que pueden estar diseñados para dar acabado a diferentes materiales específicos. De esta manera, existen discos para pulir acero inoxidable, resinas y más, que se utilizan en la sierra de inglete o estacionaria.

 

¿Qué son las lijas y cuáles existen?

Las lijas son abrasivos revestidos y están conformadas por una capa de partículas abrasivas sobre un material cuyo soporte es flexible. Además, las partículas abrasivas se encuentran unidas al soporte (en muchos casos “papel grueso”) por un producto abrasivo. Existen diferentes tipos de lijas entre las que podemos mencionar:

  • Lijas de óxido de aluminio: Se caracterizan por ser las más duraderas y populares, pues son utilizadas comúnmente para lijar la madera o el metal. 
  • Lijas de carburo de silicio: Estas lijas resultan muy adecuadas para el lijado de materiales muy duros como vidrio, piedra, mármol, entre otros.

Aplicaciones de los abrasivos

Los productos abrasivos son comunes tanto entre herramientas de un taller como en el hogar. Entre los principales usos podemos mencionar perforar, cortar, alisar y moler distintos tipos de materiales como plástico, acero, fibra de vidrio, madera, etc. En el siguiente apartado, te indicaremos los usos de los abrasivos más comunes.

  • Pulido: Permite que una superficie se vea brillante y bonita, para ello es necesario la utilización de discos pulidores. Este es un proceso que se lleva a cabo muchas veces en la industria automotriz.
  • Ruedas de corte: Son utilizadas para cortar acero, principalmente, en sierras circulares de mesa y amoladoras angulares manuales.
  • Afilado: Utilizado para dar acabado a las hojas de corte, por ejemplo, cuchillos.
  • Perforación: En este caso, se utilizan las brocas elaboradas con diamante, las cuales sirven para la exploración minera y petrolera.
  • Lijado: Se usan con la finalidad de suavizar las superficies, esto es muy importante para los carpinteros, ya que no quieren que sus trabajos queden con superficies gruesas o astillas. Para ello los carpinteros tienen que desbastar la madera hasta que la superficie quede lisa y suave al tacto. 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS